Marchando Por las Habichuelas… Pero Quien Defiende al Sofrito y la Calabaza?

Picture of red kidney beans
Image via Wikipedia

Saludos, mi gente. ¡Esto es lo que está pasando! (Y no precisamente nada bueno.)

Además de que aún no he tenido el “placer” de ver los roadkill de “gallina de palo” de los que escribí la semana pasada, esta semana que pasó ha estado llena de frustraciones. Por ejemplo, la de ver cómo sigue el “tajure’o” político partidista en torno a la imposición de un impuesto a la venta (o lo que en buen español llaman sales tax) en Puerto Rico. Que si unos quieren el 7% y otros quieren el 4… (¡Tremendo! Yo sabía que a algunas personas les gusta eso de “en 4”, pero esos son otros veinte pesos…)

En todo caso, siguen las reacciones a más no poder. La que me pareció más… ¿cómo lo califico?… interesante fue la de una entidad que agrupa a los servidores públicos, la cual convocó a lo que llamó, “La Marcha Por Mis Habichuelas”. (Claro, pudo haber sido peor. Imagínense que en lugar de la humilde habichuelita se hubiera escogido un huevo. O sea, que sería algo así como “La Marcha Por Mis…” esteeeeeeeeee… Never mind!) El caso es que se citó a una marcha para defender la propuesta de que se impusiera un 7% de sales tax, aunque al día de hoy no le veo la relación con la defensa de los salarios de los empleados públicos. (Yo creo que los organizadores de la marcha se comunican con el público, con tanta eficiencia como la de la gente con la que yo trabajo… pero ya eso es otro cantar.) Lamentablemente, al ser la propuesta del 7% la que está avalada por el partido en el poder ejecutivo (el PPD), hubo la sospecha de que en lugar de una marcha sin colores partidistas la actividad se hubiese convertido en “La Marcha de las Habichuelas Colorá’s” (habichuelas rojas, para los puristas). En fin, que a esa marcha no acudió la masa de gente que sus organizadores esperaban, quién sabe si sospechando que los iban a tener de peones en el sucio juego político que se juega en Puerto Rico hoy en día.

El caso es que la situación se deteriora según van pasando los días, y el mayor de los temores es que haya que decretar un cierre del gobierno central (con excepción de las agencias de orden público y servicios esenciales como salud) hasta el inicio del próximo año fiscal… para entonces volver a pasar por la misma pesadilla el año que viene a esta misma fecha… ¡o quién sabe si antes!

Y mientras tanto, toda una partida de Nerones (de rojo y de azul) sigue tocando el violín como si nada…

Pero hablemos de otra cosa…

ESTA SEMANA (24—30 DE ABRIL DE 2006): Veremos por qué James Bond (o séase, el Agente 007) tiene esta suerte única con las mujeres… Un niño de la campiña se busca un problema cuando trata de eliminar la letrina que él tanto odia… Tres mujeres se van de vacaciones a México y acaban viviendo una pesadilla… Y… Yo no soy un “cuentero”, pero les presentaré el cuento de un individuo que se da aires de gigolo.

Así que antes de marchar por las habichuelas… o por el sofrito, o la salsa de tomate, o el ajo, o la cebolla, o hasta la calabaza… visite Humor, según Luis Daniel Beltrán.

OK, y ahora sí los dejo, en lo que pienso cómo haré para sobrevivir si tengo que irme de vacaciones forzadas OTRA VEZ. Cuídense mucho y pórtense bien. Bye!

LDB

La Noche (del "Roadkill") de la Iguana

Saludos, mi gente. ¡Esto es lo que está pasando!

Bueno, ya han pasado más de 2 semanas desde que se inauguró el llamado “corredor del Este” (numerado como la carretera PR-66). Para quienes no conocen el asunto del que estoy hablando, se trata de una carretera que se extiende entre los municipios de Carolina y Canóvanas en el Nordeste de Puerto Rico, y mediante la cual se pretende (y luego les diré por qué lo digo de esa manera) aliviar parte del problema de tránsito que acecha al principal acceso vial entre San Juan y el Este de Puerto Rico. A mi entender, es una manera de suavizar la congestión vehicular (o como lo conocemos “cariñosamente” en Puerto Rico, el “tapón” nuestro de cada día) de dicha carretera principal… ¡transfiriéndola ulteriormente a la nueva vía! Go figure!

OK, un poco de historia antigua: El proyecto de la carretera PR-66 es uno de tantos casos con los que me ha tocado lidiar en los casi 17 años que yo llevo en Recursos Naturales. Sin entrar en mucho detalle, cuando se presentó el caso ante mi atención encontramos serias deficiencias en el análisis de los impactos ambientales, sobre todo en lo que respecta a los humedales que existen en segmentos de la ruta de esa carretera. Y eso no fui yo—o Recursos Naturales, para los efectos—quien único lo había dicho: varias organizaciones ambientales, y hasta las comunidades que habrían de ser eliminadas a lo largo de la vía, también alzaron su voz contra el menta’o proyecto… al punto de que el Tribunal Supremo de Puerto Rico detuvo la obra a fines de los 1990s, ¡con aproximadamente 40% de la obra completada! Obviamente, esto no le cayó nada bien a quienes impulsaban el proyecto, quienes no cesan de ver a su conveniencia el lado político-partidista del asunto… pero bueno, cada quien que lo vea como le convenga… En fin, que cuando se autorizó de nuevo el proyecto a comienzos de la presente década—¿la del cero?—, YA TODO EL DAÑO QUE HABÍA QUE HACER ESTABA HECHO, como lo pude comprobar con otros compañeros de Recursos Naturales durante un nuevo recorrido de la ruta… Pero así es la vida…

Pues bien, parece que la naturaleza (que se me antoja que siempre es más sabia que los que la tratan de manipular a su antojo) está empezando a cobrar algún tipo de venganza. Para ello, ha convocado a una gran población de iguanas importadas, de las que se conocen comúnmente como “gallinas de palo” (Iguana iguana), residentes de uno de los humedales a los que me refería hace un momento, para que las mismas crucen de un lado a otro de la PR-66 como si fuera una calle tranquila. De momento, eso me recuerda mi experiencia por la costa Sudoeste de Ecuador, cuando mi anfitriona y yo atravesábamos un bosque pluvial cercano a la costa. No hace ella más que decirme algo sobre un tipo de araña similar a las tarántulas (de tamaño bastante respetable, por cierto), las cuales cruzan la carretera como si nada… ¡cuando de momento veo por un espejo una de esas arañas cruzando la vía con el mismo desparpajo que una mangosta cruza un camino rural en Puerto Rico de un lado a otro! Menos mal que hicimos ese recorrido durante el día…

Ahora, además de todo lo que la ruta PR-66 ha dado para hablar, incluido el hecho de que por los pocos kilómetros de la vía actualmente en uso (apenas unos 13 kilómetros… ¡eso no da pa’ na’!) y el que hay que pagar US$1.50… ¡tanto por la ida como por la vuelta!… resulta que esta vía es una trampa mortal para las gallinas de palo (que se dicen oriundas de Panamá, donde me imagino que están “por un tubo y 7 llaves”, y que muchas personas han traído a Puerto Rico como mascotas… “mascota”, my a…!). Aunque no parece ser la única: no hace mucho, se ha estado reportando en el Aeropuerto Internacional Muñoz-Marín que estas iguanas entran a las pistas (¿cómo es eso? ¿sin un clearance de la Autoridad de los Puertos, la FAA o el DHS?), donde también se han convertido en “carne de camino” (¿será esto una traducción aceptable para roadkill?).

En fin, que ahora habrá que ver si (como lo planteaba la carta de una lectora en el periódico de hoy, 4/17/2006), de la misma manera en que en varias de nuestras autopistas hay rótulos que avisan de la “posibilidad de ganado en el rodaje” (y eso, que una vaca es evidentemente más grande que una gallina de palo… ¡el que no vea la vaca de frente tiene que estar muy mal de la cabeza!), habrá que ponerle a la PR-66 rótulos que adviertan de la “posibilidad de gallinas de palo en el rodaje”…

Escalofriante, ¿no?

Y ahora, lo que ustedes están esperando…

(Digo, ¿ustedes están esperando esto, o no?)

ESTA SEMANA (17—23 DE ABRIL DE 2006), VENIMOS “VIRA’OS”: Una mujer sobrevive a las quemaduras en su cara, mediante un injerto de piel de su esposo (¡pero esperen a ver DE CUÁL parte del cuerpo del esposo!)… ¿Cuáles son algunas de las fantasías sexuales favoritas de las mujeres? WOW!… Y ahora que tengo su atención… Una discusión por dinero entre un árabe y un judío termina de muy mala manera… ¿Se acuerdan de Lorena? Pues resulta que su hermanita quiere seguirle los pasos… La “verdadera” historia del coyote que murió la semana pasada en el Central Park de la ciudad de New York… Suenan la alarma dentro de un convento… La curiosidad natural de su edad le causa problemas a un niño y a su abuela… Un adolescente se escuda en la Biblia para que le permitan usar el carro familiar… Y… ¿Tiene usted alguna “manzana podrida” en su árbol genealógico? Pues sea “creativo” (como dice nuestro Gobernador) y aprenda a escribir una semblanza que haga que su pariente quede ante el mundo como todo un ángelito.

Así que ya lo sabe, evite convertirse en roadkill y visite Humor, Según Luis Daniel Beltrán… ¡ahora mejor que nunca!

Bueno, ahora sí los dejo. Cuídense mucho y pórtense bien. Bye!

LDB

O Antes, De Ser Necesario: Cuantos Usos Pueden Tener Los Blogs?

Saludos, mi gente. ¡Esto es lo que está pasando!

Antes de que se empiecen a preguntar “¿qué hace Luis Daniel que no se está ‘recogiendo a buen vivir’ el Viernes Santo?”… OK, OK, ya sé, después que tanto lo he estado diciendo en estos días…

Enigüei, hoy quiero colocar un artículo que me parece ilustrativo de las “mil y una razones” por las que los blogs están alcanzando punto de fiebre. La anfitriona de la sección de blogs de About.com, Sheila Ann Manuel Coggins, escribió esta semana un artículo en el que se detallan por lo menos 10 de los usos principales para los blogs, desde los blogs personales (como el mío, si puedo atreverme a citarlo como ejemplo) hasta los blogs en los que se propagan comentarios sobre la política y el acontecer mundial.

Yo por lo menos espero que si leen el artículo de Sheila Ann, a lo mejor cualquiera de ustedes se motiva y crea un blog. ¡Quién sabe! A lo mejor se le despierta la musa a alguien…

10 Uses for Blogging: Ways to Use Web Logs

OK, ahora sí los dejo por lo que resta de la Semana Santa. Cuídense mucho y pórtense bien, ¿OK? Hasta luego.

BONO: Baidegüei, si quieren conocer un poco mejor a Sheila Ann, éste es su su blog personal.

LDB

O Antes, De Ser Necesario: Por Que el Horario De Verano No Funcionaria en Puerto Rico

Saludos, mi gente. ¡Esto es lo que está pasando!

Después del mensaje de la semana pasada me quedé pensando en el ejemplo que cité de la Ley 243 aprobada en el año 2000, mediante la cual P.R. adoptaría el sistema de horario de verano (DST) que actualmente está operando en los EE.UU. (El mismo que, por cierto, a partir del próximo año se extenderá por 4 semanas adicionales, del domingo 11 de marzo al domingo 4 de noviembre.) Como recordarán, esta ley tuvo que ser derogada por la Ley 5 de 2001, a fin de evitar algo tan innecesario como imprudente, o sea, crear un descalabro en el orden de la vida cotidiana puertorriqueña, nada más que “pa’ probar, a ver cómo es”.

OK, lo que voy a hacer es colocar otra vez los enlaces a ambas leyes, para que quienes leen esto fuera de Puerto Rico tengan la oportunidad de ver en lo que nuestra legislatura pierde el tiempo (cuando no están haciendo homenajes, por ejemplo, al Pato Donald… ¡porque después de viejo, sigue siendo pato!)

(¡NO! ¡Va a ser gallina después de haber llegado a viejo!)

Ley para establecer un sistema de ahorro de luz solar “Daylight Saving Time”: LEY NUM. 243 DEL 30 DE AGOSTO DE 2000

Ley para derogar la ley 243 del 30 de agosto de 2001: Cambio de hora: LEY NUM. 5 DE 30 DE MARZO DE 2001

Pero también hay varias referencias excelentes que explican la justificación para el horario de verano (especialmente en lo que se refiere al ahorro en el consumo de energía, algo que, como lo hubiese dicho mi madre, “le llenó el ojo” a los legisladores) y por qué el horario de verano NO FUNCIONA EN LAS LATITUDES TROPICALES como la nuestra (AYUDITA: tiene que ver con cuán consecuente es la duración del día y la noche, precisamente en esas latitudes).

Historia del DST (Cortesía de la gente de National Geographic)

Justificación para el DST

Por último, hay una crítica bastante mordaz al “ingenio” de nuestros legisladores, de esas “lumbreras” que tuvieron la tan excelente idea… por aquí, que es camino.

Bueno, yo espero que con esto podamos aprender un poco sobre por qué no se puede jugar con las fuerzas de la naturaleza.

Y ahora sí, los dejo como lo prometí anoche. Recuerden, estamos de lleno en la Semana Santa, y aún cuando haya entre mis lectores quienes no manifiesten creer en el Ser Supremo (según el resto de nosotros lo entiende), no deja de ser momento para reflexionar hacia dónde queremos que vaya Puerto Rico. Cuídense mucho y recójanse a buen vivir, ¿OK? Nos vemos después de Semana Santa…

… o antes, de ser necesario.

LDB

Receso de Semana Santa – Version de 2006 – Es Tiempo de Reflexionar

Hola, mi gente. ¡Esto es lo que está pasando!

De veras, estoy empezando a preocuparme por lo que ha sido la comidilla de la semana: la posibilidad de que el gobierno de Puerto Rico se quede sin dinero para pagar la nómina de las agencias públicas a mediados del mes de mayo de este año. Hay muchas cosas que pasan por mi mente según pienso en esta situación, pero entre todas ellas, la más apremiante es: ¿cómo es posible que hayamos llegado a una situación como ésta?

Las respuestas a esta incógnita pueden ser tan variadas como los actores que intervienen en esta tragedia. Está el gobernador, que con una cara dice que el pueblo tiene que aceptar los retos y hacer su parte para poner a Puerto Rico sobre sus pies, mientras que con la otra permite que los empleados de confianza de las agencias públicas ganen sueldos elevados. Está la asamblea legislativa, la misma que estando en oposición al poder ejecutivo, está más enfrascada en chismes, homenajes sin ton ni son, guerras internas de poder… y también se ganan sueldos que no son precisamente “de hambre”, como los del resto de los servidores públicos.

La cosa es que Puerto Rico no tiene un presupuesto estable y equilibrado en su gobierno, que le permita atender las necesidades del país sin tener que endeudarse, sin tener que poner en tela de juicio su buen nombre. Y no lo tiene, ni tiene una solución acertada a este dilema, debido a la falta de madurez, incompetencia e intolerancia de sus líderes políticos actuales. Yo creo que esto debería ser una lección para todos nosotros, sobre lo importante que debe ser un gobierno compartido, en el que haya madurez y voluntad en las personas que lo van a dirigir. Cuando no hay ninguna de esas cosas, un país como el nuestro solamente puede ir en picada hacia abajo.

Mientras tanto, ¿qué se supone que debemos hacer? Tal vez ahora que la Semana Santa está ante nosotros, empezar a reflexionar con mayor detenimiento sobre el rumbo que lleva nuestro país, con una clase política enajenada de la realidad, con un pueblo que tiene graves problemas de salud mental y de seguridad pública… Yo no sé, pero creo que el autor de las siguientes palabras tenía mucha razón cuando dijo,

Es mejor confiar en el Señor que confiar en grandes hombres.
(Salmo 118, verso 9; versión Dios Habla Hoy, CELAM 1983)

(Noten que otras versiones, como la más reciente revisión de Reina-Valera, dicen “príncipes” en lugar de “grandes hombres”, pero para el caso es lo mismo…)

Pero así es como están las cosas…

Yo, por lo pronto, me dispongo a hacer mi habitual receso de Semana Santa. Estaré de vuelta al blog el domingo de Pascua de Resurrección (4/16/2006), o antes, si ocurre algún evento que lo amerite. Mientras tanto, mi gente, cuídense mucho y recójanse buen vivir, ¿OK? Bye!

P.S. Las páginas de Humor, según Luis Daniel Beltrán también recesan hasta el domingo 16, ¿OK?

LDB