Aqui Ganamos Todos o No Gana Nadie

Hola, mi gente. ¡Esto es lo que está ocurriendo!

Pues sí, aquí estoy, esperando a que llegue el miércoles 15 de noviembre, que es cuando entra en vigor el Impuesto de Ventas y Uso (IVU) en Puerto Rico… Que qué es eso, se preguntarán quienes lean esto fuera de Puerto Rico. Pues bien, eso no es otra cosa que lo que en los Estados Unidos llaman un sales tax, que no es otra cosa que un arbitrio que se impone a muchos de los artículos de consumo. (Claro está, esto es un asunto que cada estado de los EE.UU. dispone a su discreción, y no como algunos círculos locales afirman sin tener la razón, una imposición automática desde el D.C. a todos los estados.) La verdad es que este arbitrio ha seguido un camino muy tortuoso, desde que los partidos políticos locales lo prometieron durante la campaña electoral de 2004 (y que no vengan a decir hoy que no fue así), hasta su aprobación como parte de una ley de “justicia” contributiva en 2006. Y eso, que la aprobación del IVU no estuvo exenta de controversia, al dejar en evidencia a los legisladores de la Cámara de Representantes, que lo aprobaron por un valor porcentual de 7%—o sea, 5.5% (5,5%) para el estado, más 1.5% (1,5%) para los gobiernos municipales—, “sin leer el proyecto”, “sin darse cuenta” de lo que estaban aprobando… o a lo mejor lo hicieron a propósito (y de ahí las comillas), para entonces alegar a su conveniencia que la intención cameral era aprobar un IVU de 5.5% (5,5%)—reteniéndose el 1.5% (1,5%) de impuesto municipal—… A la verdad, ¿qué más se puede esperar?

Sea como sea, la gente en la calle se estaría preparando como se supone que se prepare durante la temporada de huracanes… ¡NO! No estoy hablando de surtirse de ron y cerveza para mirar pasar los fuertes vientos como pen… ¡uy perdón!… sino comprando mercancías, y hasta los regalos de Navidad (menos los árboles de Navidad, esos aún no llegan), a los precios que están vigentes antes de que comience a imponerse el IVU. Aunque yo pienso que ello probablemente no sea ni necesario, y que la gente tendrá que adaptarse poco a poco a la nueva carga económica, que se suma a los gastos en electricidad, agua, teléfono (de línea o celular), etc. Y así seguir bajando la guardia, en lo que quienes juraron servir al pueblo se preparan para servirle otro cantazo.

Pero bueno, hay que echar pa’lante…

ESTA SEMANA (13–19 DE NOVIEMBRE DE 2006): Tres conocidos políticos estadounidenses perecen y tienen un encuentro con el Creador… Una niñita les cuenta a sus compañeritos de clase cómo nació su hermanito… Y… Si usted es un conferenciante y nota que su tema es un poco árido… ¡mejor ni se le ocurra hacer lo que hizo un profesor de medicina!

OK, lo único que puedo adelantar es que el tercer chiste de esta semana tiene que ver con un músculo involuntario en particular… Pero si usted quiere saber de qué se trata, visite Sitio ‘Web’ de Luis Daniel Beltrán, y haga click donde dice “Humor, según Luis Daniel Beltrán”.

¡Y ya, vamos a dejarlo ahí! Cuídense mucho y pórtense bien. Bye!

LDB

Autor: Luis Daniel Beltrán

Planificador ambiental en Puerto Rico, con preparación de Maestría en Ciencias en Biología. (An M.S.-degreed Biologist working as a Licensed Professional Planner in Puerto Rico.)

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s