Mas Sol, Mas Luna, Mas Estrellas

“Mirando todo esto a una distancia prudente, no me siento muy optimista. De un lado, está toda una ex-primera dama federal, que parece sentirse como lo expresara la actriz Sally Field en la ceremonia de los óscares de 1985: «You like me! You really like me!» Del otro lado, está todo un senador por el estado de Illinois, que parece haber arropado con su carisma a la mayoría de los miembros de su partido, y hasta a los medios de comunicación de importancia en los Estados Unidos. Por supuesto, tanto ella como él tienen que cargar con sus propias cruces…”

Anuncios
Seal of the President of the United States
Image via Wikipedia

¡Saludos, mi gente, dondequiera que estén!

La verdad es que las maravillas no cesan de ocurrir. Apenas al día siguiente de que el principal periódico de Puerto Rico, El Nuevo Día, publicara el artículo de fondo de la Senadora Hillary Clinton (Demócrata por el estado de New York) sobre lo que ella entiende es su compromiso con Puerto Rico, el mismo periódico publicó otro artículo de fondo, esta vez por el rival de la ex-primera dama en este certamen, Senador Barack Obama (Demócrata por el estado de Illinois). Una cosa interesante en el artículo es que teniendo en su bagaje el haber sido criado en Hawai’i, el senador Obama comienza tratando de identificarse con la condición isleña de los puertorriqueños. No sé, tal vez yo tomaría ese tipo de comparación con el proverbial “grano de sal”…

Pero bueno, voy a tratar de hacerles corto este cuento. Obama señala en su escrito que una de sus primeras acciones como mandatario sería designar un grupo interagencial de trabajo para evaluar la economía de Puerto Rico y la creación de empleos. También proveería nuevos incentivos económicos, pero habría que preguntarse si éstos serían similares a los que ocasionaron el que Puerto Rico pasara de una economía agraria a una industrial a mediados del Siglo 20. Otras promesas: fortalecer los sectores económicos desventajados; mejorar la educación de nuestros niños para hacerlos más competitivos ante la realidad global del Siglo 21; promover la inversión en infraestructura; y proveer un seguro de salud universal para todos los ciudadanos. De entrada suena bien nice, ¿no?

Ahora bien, en cuanto al prolongado problema que representa la relación política de Puerto Rico con los EE.UU., él sólo menciona que tratará de garantizar un proceso de autodeterminación justo y razonable y que acogerá la decisión del pueblo en ese proceso. (¿Pero no es eso lo que han dicho todos ellos desde hace cuáááááááááánto tiempo?)

Cuando yo leo artículos como los que ambos pre-candidatos demócratas publicaron la semana pasada, veo que lo mejor que puedo hacer es cuestionarme si estos catálogos de promesas tienen cosas que los políticos como ellos—no digo que sean únicamente ellos dos—estén dispuestos a cumplir en caso de salir electos. De hecho, mirando todo esto a una distancia prudente—de lo que podrán inferir que yo no tengo ni pizca de deseo de involucrarme en la inminente primaria que dicho partido estadounidense llevará a cabo en Puerto Rico el día 1 de junio de 2008—no me siento muy optimista. De un lado, está toda una ex-primera dama federal, que parece sentirse como lo expresara la actriz Sally Field en la ceremonia de los óscares de 1985:

You like me! You really like me!

(Valga aclarar aquí que lo que la actriz Sally Field realmente dijo en esa ceremonia fue lo siguiente [según la cita Wikipedia de esta página]:

I haven’t had an orthodox career, and I’ve wanted more than anything to have your respect. The first time I didn’t feel it, but this time I feel it, and I can’t deny the fact that you like me, right now, you like me!

Pero una cosa: ¿qué tal si hubiese sido la propia senadora Clinton la que dijo eso mismo? ¡Ay, bendito!)

Del otro lado, está todo un senador por el estado de Illinois, de fácil palabra y rebosante idealismo, que parece haber arropado con su carisma a la mayoría de los miembros de su partido, y hasta a los medios de comunicación de importancia en los Estados Unidos. Por supuesto, tanto ella como él tienen que cargar con sus propias cruces, con su carga de logros y fiascos, con sus vuelos de genialidad y sus lastres de antagonismo, etc.

(Y a todo esto, ¿alguien sabe donde está el presunto candidato republicano, Senador John McCain, que en cuanto a Puerto Rico no se ha dejado oir? Tal vez será que los que hablan en español y que—le guste o no—forman parte de la nación estadounidense, no cuentan ni por asomo para la colectividad del senador por Arizona, independientemente de que se trate de los que aportan para el progreso de las comunidades en las que viven o los que hacen todo lo contrario—y que en el proceso manchan la buena reputación que tratan de hacerse los primeros. Le guste a quien le guste, hay asuntos apremiantes que deben atenderse lo antes posible, y mientras más tiempo se demore en lograr una solución que sea lo más satisfactoria posible—si no es posible complacer a todas las partes—, más difícil será su solución. ¡Nada más que decir!)

Así que ya veremos en qué para la contienda primarista entre Hillary Clinton y Barack Obama—y entre quien se elija de entre ellos dos y John McCain—, aunque al final el ejercicio resulte ser más de lo mismo, con promesas de que volveremos a disfrutar del cuerno de la abundancia, de que nos traerán finalmente la felicidad, de que nos bajarán el Sol, la Luna y las estrellas…

Mientras tanto…

ESTA SEMANA (12–18 DE MAYO DE 2008): Cuando hace mucho calor, nada más refrescante que zambullirse en una pocita, “como Dios la trajo al mundo”, pero tenga mucho cuidado… Dos ancianitas (una de las cuales es sorda) discuten entre sí sobre el nuevo pastor de su iglesia… Emocionante relato de un hombre al que su vecino le encomienda durante su ausencia cuidar de un gorila… Y… El Papa extiende su bendición a todos los hombres y a todas las mujeres y a… esteeeeeeeeee… ¡y a todo lo que haya por ahí!

Visite mi sitio ‘Web’, LuisDBeltranPR.com y oprima el botón de “Humor… según LDB”.

¡Y vamos a dejar eso ahí! Cuídense mucho y pórtense bien. ¡Hasta luego!

LDB

Autor: Luis Daniel Beltrán

Planificador ambiental en Puerto Rico, con preparación de Maestría en Ciencias en Biología. (An M.S.-degreed Biologist working as a Licensed Professional Planner in Puerto Rico.)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s