Por Que Muchos Hombres No Tomamos Decisiones Correctas

¡Saludos, mi gente, dondequiera que estén!

Hace un par de semanas he estado por traer a la consideración de mis lectores una noticia que me ha dejado bastante perplejo.  Así que ya que comenzó el verano en el hemisferio Norte, creo que ésta sería una buena oportunidad para hacer embocadura y ponerle un toque veraniego a este blog.

(Especialmente para beneficio de quienes están al Sur del ecuador, que ya deben estar empezando a sentir el inicio del invierno…)

Según esta nota de Brian Alexander, quien colabora con MSNBC.com, los hombres no tomamos decisiones correctas cuando estamos chequeando las chicas en bikini.

¡EXACTAMENTE COMO LO ACABAN DE LEER!

Por supuesto, muchos de mis lectores estarán diciendo, “Pero yo ya sabía esto, ¿qué hay de nuevo?”  Y tienen razón.  Hasta el poeta latino Publius Vergilius Maro, mejor conocido como Virgilio (70aC–19aC) sabía del asunto hace más de 2000 años, cuando describió en su obra más importante, La Eneida, cómo Venus sedujo a Vulcano para que éste le construyera una armadura especial.  Pero vamos a dejar de lado lo que pasó apenas el otro día…

Según el artículo de Brian, un grupo de científicos de Bélgica hizo una serie de estudios en 358 hombres jóvenes.  En una prueba, algunos de los sujetos miraron fotos de chicas en bikini o lencería, mientras que otros miraron fotos de paisajes (¡!).  En otra prueba, a algunos se les dio a manosear camisetas (en buen español boricua, t-shirts), mientras que a otros les dieron sujetadores (obviamente, ustedes saben a qué pieza de ropa íntima me refiero) 😉 .  Y en una tercera prueba, a unos se les dio a mirar un vídeo de hombres que corrían por el paisaje, mientras que a los otros se les mostró un vídeo de “cientos de mujeres jóvenes en bikini, que corrían por las colinas, los campos y las playas” (¡¡¡¡¡!!!!!).

(Me pregunto qué sucedería si alguno de los sujetos experimentales se entusiasmaba demasiado con el primero de los dos vídeos…)

Pero bueno, la cosa es que según Brian, después de hacer pasar a los sujetos experimentales por esta… ¿cómo lo digo?… por esta “tortura”, se les daba a elegir entre un pago inmediato de 15€ (euros) y el pago de una cantidad mayor, por la que tendrían que esperar un mes.  Resulta que todos los que… ejem… se sacrificaron por la causa y se expusieron a las imágenes sexy exigieron un pago demorado menor (20€) que el que exigieron aquellos que no tuvieron que hacer ese sacrificio (25€).  Una de las conclusiones que Brian cita de ese estudio es que los varones que tienen todo el tiempo la mente puesta en el sexo son impulsivos y valoran la gratificación inmediata, por lo que tienden a tomar decisiones que resultan en una ganancia poco lucrativa.

(‘pérate, ¿por dónde yo voy?… OK.)

Brian menciona otro estudio parecido, en el que a los sujetos experimentales se les ponía a hacer algo que no voy a describir aquí (pero que no requiere ambas manos para hacerse), mientras se les preguntaba sobre ciertas situaciones.  Según ese otro estudio, los hombres que están sexualmente excitados se inclinan a hacer cosas que de lo contrario no harían, como percibir los zapatos femeninos (creo que se refiere a los de taco) como eróticos (¡¡¡!!!), formar “un trío” y (no me refiero a “Los Panchos” ni al “Trío Vegabajeño”) con una mujer y otro hombre (¡huuuuuy!), embriagar con licor a una chica para aumentar las posibilidades de tener sexo con ella… y en un caso bastante extremo, tener relaciones sexuales sin protección (y eso sí es bastante irresponsable en una era como la que vivimos).

(¿Seré yo, o de veras está muy caluroso aquí?  Porque aquí está haciendo un caaaaalooooooooooor…)

Es más: Hasta los publicistas se encargan de cargar nuestros sentidos con imágenes sexy, al punto de que hasta se nos olvida qué ca… ¡uy, perdón!… qué rayos es lo que se nos está mercadeando.  Dice Brian que estamos tan absortos “alimentando la pupila” (como decía el grande de la comedia en Puerto Rico, José Miguel Agrelot, 1927–2004), que no nos importa la calidad de la cerveza que se está anunciando o cuántos segundos tarda el carro en acelerar desde cero hasta 60 millas (96 kilómetros) por hora…

(Como que de momento me dan ganas de dar una vuelta en mi carro…)

La verdad es que no es un secreto lo que cita Brian Alexander en su escrito, de que la gran mayoría de los hombres tienen la cabeza llena de musarañas pensamientos orientados hacia el sexo, y que eso les lleva a perder su perspectiva sobre la vida, sobre lo que en realidad es más importante.  Y ese algo importante es no tomar decisiones equivocadas, decisiones que en muchas ocasiones tienen consecuencias lamentables, y que no llevan a un beneficio duradero, por satisfacer el deseo de obtener una gratificación inmediata.

Bueno, creo que ya yo he escrito demasiado por hoy.  Pero lo peor es que son casi las 23:45 UTC -04:00 del domingo, y todavía estoy escribiendo esto a cuenta de que mañana lunes tengo cosas que hacer en mi oficina.  ¡Vaya con la clase de decisión que me tomo!

Es más, ¡vamos a dejarlo ahí!  Cuídense mucho y pórtense bien, y por supuesto, ¡a gozar este verano (por lo menos acá en el Hemisferio Norte)!  Hasta luego.

MSNBC.com: Science Proves That Bikinis Turn Men into Boobs

NOTA ACLARATORIA (9 DE SEPTIEMBRE DE 2009 @ 21:19 UTC -04:00): Notarán que a partir del 7 de septiembre de 2009, he colocado a mi blog bajo una licencia de Creative Commons (licencia de reconocimiento, no comercial, sin obras derivadas).  Sin embargo, debo aclarar que cada una de las fotos en esta entrada tiene su debido derecho de autoría a favor de los sitios de los cuales se obtuvieron las mismas por parte de terceros.  De ser necesario remover las mismas—aunque ello deje sin sentido a esta entrada—espero que me lo hagan saber.  Gracias.

LDB

Autor: Luis Daniel Beltrán

Planificador ambiental en Puerto Rico, con preparación de Maestría en Ciencias en Biología. (An M.S.-degreed Biologist working as a Licensed Professional Planner in Puerto Rico.)

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s