La (verdadera) satisfaccion del deber cumplido

(NOTA: Originalmente, escribí la siguiente entrada como comentario a una entrada anterior relacionada con la cancelación del programa “El Show de las 12” en Telemundo de Puerto Rico y lo que ello significaba para mí.  Sin embargo, decidí eliminar ese comentario para convertirlo en una entrada aparte, que es lo que sigue.)

¡Qué tal, mi gente!

Cuatro años con cuatro meses y diez días después del fin de una era, tengo que referirme a la muerte de quien gestó "El Show de las 12" y muchos otros éxitos de la televisión puertorriqueña, Francisco (Paquito) Cordero Báez.  Ya con él son muchos los pioneros de la televisión puertorriqueña que se nos han ido en lo que va del 2009 (y no hace falta que les lea la lista).  Figuras que tal vez no contaban con los recursos técnicos con los que se cuenta hoy en día (aunque de todos modos sería injusto comparar la televisión analógica de tubos de vacío y kinescopios de mediados de la década de 1950 con la televisión digital de 2009), pero que pusieron su corazón en hacer un trabajo digno, que ayudara a la gente a divertirse y olvidar las penas de la vida diaria sentada frente al televisor, aunque fuera por unos pocos minutos al mediodía.

Aunque se nos dice que en sus últimos días, Paquito Cordero gozaba de bastante lucidez y se mantenía al día con mucho del quehacer artístico, también se nos dice que la muerte le sobrevino a causa de una serie de enfermedades que le aquejaban desde hace algún tiempo.  Ello ha llevado a algunas personas—y creo que yo también me voy a apuntar en esa lista—a preguntarse (preguntarnos) si la pena causada por perder su “caballito de batalla” diario (“El Show de las 12”) no fue un factor que contribuyera a que su salud fuera declinando en estos últimos años.  Digo, hay quienes después de dejar de hacer aquello que tanto han amado hacer diariamente durante mucho tiempo, mueren poco tiempo después… aunque habrá alguno que otro para quien la muerte será lenta y dolorosa, como la ocasionada por una enfermedad prolongada…

Total, ya ocurrió lo que tendría que ocurrir tarde o temprano.  Ya don Paquito estará disfrutando desde dondequiera que esté, de la satisfacción de haber sido uno de los pioneros de la televisión puertorriqueña (y quién sabe si—como dije hace unos meses sobre su compinche, la otra mitad de “Los Muchachos de la Alegría”,* Tommy Muñiz—él también le hubiera metido mano al reto de la televisión digital), de ser quien propulsó la carrera artística de figuras que siguen en el favor público (como Chucho Avellanet, Lissette Álvarez, Lucecita Benítez, Nydia Caro, El Gran Combo de Puerto Rico y muchos otros), de haber ayudado a proyectar la imagen de Puerto Rico en el escenario internacional (con la participación puertorriqueña en el Festival OTI).  Ahora lo que nos queda de él es un legado que las generaciones actuales tienen el deber de mantener con vida, para que no quede—como tal vez pretendan algunos, movidos por un afán mercantilista que se quiere anteponer a nuestra idiosincrasia (y al que le caiga el sayo… ¡que se lo ponga!)—como una nota al calce en la historia de Puerto Rico.

¡Buen viaje hacia la eternidad, don Paquito!  ¡Muchísimas gracias!

¡Y vamos a dejarlo ahí!  Cuídense mucho y pórtense bien.  Hasta luego.

* “Los Muchachos de la Alegría” es una adaptación al español de la obra de Neil Simon, “The Sunshine Boys”, de la cual se hizo una película en 1976 con George Burns y Walter Matthau (información en IMDb).

LDB

Anuncios

Autor: Luis Daniel Beltrán

Planificador ambiental en Puerto Rico, con preparación de Maestría en Ciencias en Biología. (An M.S.-degreed Biologist working as a Licensed Professional Planner in Puerto Rico.)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s