Una Vez Mas, Demos Gracias

Hola, mi gente. ¡Esto es lo que está pasando!

Bueno, en realidad, no mucho estuvo pasando esta semana que concluyó con el largo fin de semana de Acción de Gracias (Thanksgiving, para quien lo vea de otra manera). Aparte de que sigue complicándose la madeja del infame vídeo C-59 (ahora, hasta el presidente de la Cámara de Representantes de Puerto Rico está implicado, al presuntamente haber instruido a la superintendente del Capitolio que mintiera en torno a lo que sabe sobre ese chisme) y de una protesta muy singular contra la próxima presencia del Circo Ringling Brothers en Puerto Rico (la manifestante estaba semidesnuda y amarrada a un poste con cadenas, frente al lugar donde se presentará ese circo), no hubo mucho que atrajera mi atención esta semana.

(Aunque creo que no debería dejar de mencionar que el costo de la gasolina en Puerto Rico continúa en descenso… Apenas ayer la gasolina con que le llené el tanque a mi vehículo—una Suzuki Vitara del año 2000—estaba a US$0.507 por litro, o US$1.919 por galón estadounidense… ¡Eso debe ser una buena señal!)

Pero eso es bueno… en tanto ello ayuda a reflexionar, a poner las cosas en perspectiva, a repasar qué cosas tenemos por las cuales damos gracias (a Dios o al Ser Supremo según cada quién lo entienda)… ¡y hasta aquéllas que no tenemos! Digo, tal vez yo siento en estos momentos que muchas cosas se están escapando de mis manos, como las oportunidades para mejorar mi vida personal fuera de mi situación actual, pero aún no puedo darme por vencido… todavía hay esperanzas de poder lograrlo…

Pero bueno, en lo que el hacha va y viene y el palo descansa…

¿QUÉ HAY DE NUEVO ESTA SEMANA? Un sicólogo hace una prueba para ver si la gente puede contar del uno al 10… Errores y horrores del hablar diario en América Latina… Qué es lo que la preferencia por un periódico particular dice de la persona… Frases que pueden decirse en el Día de Acción de Gracias sin que suenen ofensivas… Qué es lo que hace verdaderamente grande al maestro(a)… Y… Si a usted se le quemó el pavo de Acción de Gracias… ¡dé muchísimas gracias (ya verán por qué)!

Échate pa’cá.

Bueno, con eso los dejo por lo pronto (hoy como que no tengo ganas de escribir mucho). Cuídense mucho y pórtense bien. Bye!

LDB

Anuncios

Cuan Bajo Se Puede Caer?

(ADVERTENCIA: Toda aquella persona que me conoce sabe que yo no acostumbro a utilizar palabras soeces en público, ni mucho menos en la comunicación escrita. Sin embargo, ante la situación que voy a comentar en esta ocasión, me temo que no voy a poder evitar usar una o dos. En todo caso, si alguien se llega a sentir ofendido por ello, le pido que me disculpe. – LDB.)

In great affairs men show themselves as they wish to be seen; in small things they show themselves as they are.

(Nicholas Chamfort, 1741–1794)

(Cita en inglés, por aquello de “A buen entendedor…”)

Hola, mi gente. ¡Esto es lo que está pasando!

Imaginen que van por una de las principales vías de tránsito de los Estados Unidos, y que están entrando a la ciudad a la que van día a día “a ganarse las habichuelas”. Ahora, digamos que están llegando a un puente a desnivel que pasa sobre esta vía principal, y notan de momento que alguien ha colocado sobre la verja de seguridad del puente (digo, eso está expresamente prohibido en las autopistas de los Estados Unidos, ¿no?) la foto de un congresista (u otra figura política destacada), en la que el susodicho político parece estar en actitud pasiva, mientras que debajo, en letras grandes, aparece escrita sólo una palabra, algo así como asshole (que en español equivale más o menos a decirle a alguien “pendejo”). ¿Verdad que ésa es una cosa como para sentir vergüenza?

Pues eso fue lo que encontré a mediados de la semana pasada cuando me dirigía a mi trabajo en Puerta de Tierra (San Juan) y vi colgado de un puente una de varias pancartas colocadas a través de la zona metropolitana sanjuanera. En estas pancartas se observaba una foto del Comisionado Residente de Puerto Rico en Washington, Lcdo. Luis G. Fortuño, con un rostro que denotaba alguna pasividad tonta, mientras que bajo la foto aparecía en letras grandes la palabra “mamao” (que viene siendo más o menos lo mismo que “pendejo” o asshole). Mi primera reacción fue preguntarme, “¿pero qué es esto?”, como no pudiendo creer que en la política de Puerto Rico se estuviese cayendo tan bajo.

Para los que no lo sepan aún (especialmente los que están siguiendo este blog fuera de Puerto Rico), este despliegue público de bajeza responde a la posición que dicho “congresista”* (escrito en minúsculas, entre comillas y con asterisco, toda vez que él es apenas un representante que no vota en las deliberaciones de la Cámara de Representantes estadounidense, aunque tiene voz en varios asuntos congresionales) ha asumido ante la situación de su partido, el de mayoría parlamentaria (PNP). Dicha situación tuvo un punto álgido en fin de semana anterior, cuando el Lcdo. Fortuño tuvo qe abandonar una asamblea de delegados de su partido ante una maniobra para imponer 3 años antes un candidato a la gobernación (puesto al que se dice que el Lcdo. Fortuño podría aspirar en el 2008 ) y humillarlo públicamente de varias maneras.

Sea como sea, situaciones como esas acentúan las preocupaciones de aquéllos y aquéllas que, en definitiva, son más racionales que los “pseudolíderes” políticos que ostentan el poder. ¿Es ésta la manera de discutir los asuntos públicos en un país que se precie de ser democrático? ¿Qué ejemplo se le da con ello a la niñez y la juventud que asumirá las riendas de nuestro país (y en la que yo sigo teniendo mi fe, no importa que muchos jóvenes estén “cayendo como moscas” en los vicios y en la delincuencia)? ¿Y qué será lo próximo? ¿Exponer a la familia inmediata del candidato rival, la misma que NADA tiene que ver con lo que haga su esposo? ¿Otro vídeo C-59, pero mucho peor? ¿O que alguien salga de la nada con un arma de fuego (como ocurrió en México con Colossio) y le dispare a quien no comulgue con las ideas del “Querido Líder”?

Definitivamente, mi gente, para mí eso es “jugar con fuego”…

Mientras tanto…

¿QUÉ HAY DE NUEVO ESTA SEMANA? Un empleado de una aseguradora en Nueva York muere y nadie se da cuenta… Una viuda le reclama a la funeraria que no se lleve a su difunto esposo… Una mujer “pasa las de Caín” cuando el mueble que ella se esmera en ensamblar… ¡viene el Metro (¿el Tren Urbano?) y se lo desbarata!… Y… En qué piensas cuando te encuentras una moneda de en la acera.

Así que échate pa’cá.

Bueno, con eso los dejo por lo pronto. Cuídense mucho y pórtense bien. Bye!

P.S. Por cierto, esta semana salió a relucir que uno de los tres senadores implicados en lo del vídeo C-59 tiene dentro de sus oficinas en el Capitolio un equipo avanzado para editar grabaciones de vídeo… ¿Con qué propósito? ¿Para fabricar “evidencia” incriminatoria? Y ese equipo, ¿lo estaré pagando yo también con lo que se me recauda de mis impuestos? Es como para acentuar las sospechas, ¿no? ¡Seguiremos informando!

LDB

Hasta En La Sopa!

Hola, mi gente. ¡Esto es lo que está pasando!

Miren, la verdad del caso es que lo que empecé a comentar la semana pasada sobre el infame vídeo #3 de la cámara de seguridad 59 en el Capitolio de Puerto Rico… ¡apesta como si fuera un pañal sucio! Y si vamos a ver, las cosas están más o menos como las vimos la semana pasada, con los mismos protagonistas, cada quien en sus respectivas trincheras de lucha, más algunos personajes del tipo de los que se añaden a las telenovelas para tener más teleaudiencia. Ejemplo de esto último es un ex-ayudante del actual senador por Arecibo, a quien se le atribuye haber tenido acceso al vídeo para proveerlo a la senadora “escandalizada” por la mala conducta retratada en el mismo. Pues bien, dicho individuo ha sido objeto de sanciones que incluyen la suspensión de varios contratos de “asesoría” en la “casa de las leyes”. Sin embargo, estas sanciones no cuentan necesariamente con el aval de su ex-jefe, del que el ex-ayudante en cuestión ha dicho que seguirá trabajando para él, aunque sea sin paga. Interesante caso de lealtad a toda prueba, ¿no?

Pero el punto hacia el que quiero dirigirme hoy es que ya la gente común y corriente, la gente que vive todos los días con una actividad delictiva difícil de controlar, con un aumento en la incidencia de enfermedades mentales, con un incremento en los costos de los alimentos y los servicios básicos… en fin, la gente ya está HARTA de ver todos los días la misma porquería. La gente ya está cansada de ver cómo los pseudolíderes políticos que pululan en las ramas principales del gobierno (excluyendo la rama judicial, claro está… pero “eso, pequeño Adam, es otra historia”), en busca del protagonismo que les da su razón para levantarse de la cama cada mañana, no demuestren la suficiente madurez para atender los graves problemas que afectan a nuestra sociedad y se dediquen a debatir estupideces. (Y créanme quienes me estén leyendo en otros lugares donde el español se hable con orgullo, que ninguna de las tribus locales que encabezan el actual “gobierno compartido” [PNP y PPD, y hasta el PIP] tiene en sus líderes el temple y la madurez suficiente como para echar pa’lante y hacer su parte por el bien de Puerto Rico. ABSOLUTAMENTE NINGUNA.)

Así es como llegamos al punto de que el debate por el infame vídeo C-59 nos salga “hasta en la sopa”… Es más, hasta una conocida meteoróloga de la televisión local (la Sra. Ada Monzón, de WLII-TV/DT, o Univisión-PR) lo utilizó como excusa para justificar el que no hubiera hecho una transmisión remota desde la sede de un foro sobre mitigación de riesgos y planificación, en el que ella hizo una presentación, y al que yo (como planificador profesional licenciado que soy) asistí esta semana que acaba de terminar. Baidegüei, durante el almuerzo el primer plato fue de una riquísima sopa de plátano… mmm mmm mmmmmmmmmm… ¡exquisita!… pero ni señas de que el vídeo C-59 estuviese en esa sopa en particular. De todos modos, seguiré investigando las sopas, a ver que es lo que hay…

Aún así, independientemente de lo que indica la prensa de Puerto Rico como su función de fiscalizar las actuaciones del gobierno de Puerto Rico (sea del partido político que sea, gústele a los pseudolíderes de turno o no… y hasta me guste o no, ya que yo trabajo para ese mismo gobierno), ya viene siendo hora de que la prensa le reduzca y hasta le quite el protagonismo a las controversias estúpidas y estériles (y a quienes las alimentan de día en día). Definitivamente, ésa es una humillación que nadie se merece… ¡ABSOLUTAMENTE NADIE!

Mientras tanto…

¿QUÉ HAY DE NUEVO ESTA SEMANA? Cómo hace un abogado para regalarle a alguien una naranja… Las 30 cosas que tienen que soportar a diario los ingenieros de sistemas de informática… Qué sucede cuando una joven liberada entra desnuda en un bar… Y… Qué es lo que hace un jubilado cuando quiere divertirse un poco.

Así que manda pa’l ca**jo el vídeo C-59 y échate pa’cá.

(Sí, ya sé, yo no me expreso normalmente de esa manera, ni por escrito… ¡pero siempre hay una primera vez!)

Antes de irme, quiero destacar la sorpresiva pérdida del cantante Vicente Carattini, líder del grupo “Los Cantores de San Juan”, fallecido el pasado lunes 7 a causa del cáncer. Durante 34 años, Carattini y su grupo fueron parte del paisaje musical navideño, debido a la gran cantidad de grabaciones musicales que sonaban cada año (hasta yo cantaba mucha de su música cuando iba de parranda con mis tíos y primos… años luz atrás). Irónicamente, la muerte lo sorprendió estando a punto de salir a la calle su más reciente grabación navideña. Definitivamente, con su partida (más la de Tony Croatto a comienzos de este año), sentimos que algo del espíritu navideño se nos está yendo, poco a poco… ¡Buen viaje, Carattini!

Bueno, con eso los dejo por lo pronto. Cuídense mucho y pórtense bien. Bye!

LDB

Sepulcros Blanqueados

Hola, mi gente. ¡Esto es lo que está pasando!

Para ser sincero con ustedes, ésta es una de esas veces en las que se me hace un poco difícil escribir algo, ante un tema tan escabroso como el que caracterizó esta semana pasada. Primero fue la revelación de que los evangelistas de la santa prosperidad, es decir, un dúo de individuos que se hacen llamar “apóstoles” (palabra que, a mi juicio, merece utilizarse con el mayor de los respetos), son al momento objetivos de una investigación del Departamento de Hacienda de Puerto Rico. ¿Por qué? Porque aparentemente, estos señores (y tal vez otros) se aprovecharon de los beneficios contributivos para amasar fortunas personales, y para desarrollar una serie de negocios lucrativos. Entre estos negocios, se cuenta el desarrollo de unos terrenos en un sector altamente cotizado (es decir, ¡caro con… ganas!) para construir unidades de vivienda… de las que quienes dan su ofrenda semanalmente no se podrían beneficiar. (El costo promedio de una de esas viviendas sería de más de US$500 000… ¡Ya yo quisiera tener un sueldazo que me permitiera comprarme una!)

Lo cierto es que ésta era una cosa que se veía venir (en contraste con la otra terrible noticia que comentaré más adelante), en virtud de la extraña filosofía “religiosa” de estos “apóstoles”* (léase como “apóstoles entre comillas, en minúsculas y con asterisco”). Filosofía que nos da lindezas como ésta: “Dios quiere que tú prosperes…” (dicho por uno de estos “apóstoles”* vestido de mucho brillo y de la más exquisita seda). Por supuesto, esto no se refiere necesariamente a desarrollar las capacidades para que uno(a) pueda sobrevivir los embates de la vida y pueda salir adelante, no importa lo que la vida nos ponga en el camino (por supuesto, sin que falte la fe en Dios o en el Ser Supremo o Entidad Suprema según cada quien lo entienda).

Yo no sé cómo lo vean, pero para mí que Jesucristo tenía razón al decir, Te aseguro que con eso, ya ellos tienen su premio

Enigüei, la otra noticia que sacudió a Puerto Rico al concluir la semana fue la revelación de un alegado vídeo tomado por una cámara de seguridad en el Capitolio de Puerto Rico (¡allí mismo, junto a donde yo trabajo en San Juan!), en el que aparece un senador de la actual mayoría legislativa (PNP), en una supuesta actuación indecorosa con una mujer (o sea, besándola). La cuestión es que lo del llamado vídeo de seguridad C-59 (¿no podía haber sido C-69? Digo, pudo haber sido peor…) ha tomado el matiz de un chisme, al tratarse de una aparente componenda para perjudicar al senador implicado, al no formar parte de la facción de la mayoría que quiere imponer al ex-gobernador y ahora senador por Arecibo, Dr. Pedro J. Roselló.* El caso es que el susodicho senador implicado ha tenido que salir a la palestra pública a defender su integridad (y la de las 2 damas implicadas en el supuesto incidente, ¡una de las cuales estaba procurando ayuda del senador en cuestión para un tratamiento de cáncer, en el momento de producirse el incidente!), mientras que las personas que promovieron el escándalo, o siguen aferradas a su cuento (y me apena que ése sea el caso de una senadora que antes se ganó el aprecio del pueblo puertorriqueño, por su participación en el esfuerzo para la salida del U.S. Navy de Vieques) o se esconden (como lo COBARDES que son) detrás del consabido “este asunto está bajo investigación” para no decir ni “esta boca es mía”.

(Por cierto, la senadora supuestamente escandalizada en cuestión dice ahora que el vídeo divulgado a la prensa el viernes pasado “no fue el que ella vio”, y que a lo mejor el que ella vio ya fue destruido… Qué conveniente, ¿no?)

Definitivamente, algo anda terriblemente mal en Puerto Rico, cuando semana a semana tenemos que presenciar situaciones como las que acabo de comentar. Me pregunto qué será lo próximo: ¿legisladores que eliminan a quienes no les caen bien, poniéndoles zapatos de concreto armado y arrojándolos al mar? (No muy diferente de lo que ocurrió con aquel candidato presidencial mexicano, asesinado por sus rivales políticos ante la mirada horrorizada del mundo…)

Y éstas son las mismas personas que le piden al pueblo que obedezca las leyes, o que se arrepientan de sus pecados y se vuelvan a Dios… Es más, yo insisto en que Jesucristo tenía razón, al llamarlos “sepulcros blanqueados”…

Que Dios (o el Ser Supremo o Entidad Suprema según cada quien lo entienda) nos encuentre confesa’os… Mientras tanto, vamos a otra cosa.

¿QUÉ HAY DE NUEVO ESTA SEMANA?

CERRAMOS LA PÁGINA DE OCTUBRE CON: Una muchacha intentará una estrategia para cuando algún chico quiera propasarse con ella.

Y COMENZAMOS EL PENÚLTIMO MES DE 2005 (¡PUES! NOVIEMBRE… A MENOS QUE A NUESTRA “HONORABLE” ASAMBLEA LEGISLATIVA LE DÉ LA GANA DE QUE SEA OTRO MES) CON: Lo que sucede cuando el presidente de la nación más rica y poderosa del mundo visita a los niños del país más pobre… Una niña que está lavando su gato… Una chica que se pone nostálgica cada vez que hace el amor… Y… La respuesta del presidente de la nación más rica y poderosa del mundo (ey, yo acabo de usar esa frase, ¿no?) a la posible pandemia de gripe aviar.

OK, ¿ya viste el vídeo C-59 (o estás buscando el C-69, ah)? Pues échate pa’cá.

Bueno, con eso los dejo por lo pronto. Ya veremos qué nuevo chisme surge. Cuídense mucho y pórtense bien. Bye!

* QUE CONSTE EN EL RÉCORD (12 DE NOVIEMBRE DE 2005): Para quienes leen esto fuera de Puerto Rico, a lo que me refiero con esto es al intento del mencionado ex-Gobernador (1993–2000) y hoy senador por el distrito de Arecibo, de acceder “por sus… pantalones” a la presidencia del Senado de Puerto Rico, posición que actualmente ocupa el senador Kenneth McClintock-Hernández, debidamente electo al cargo. La controversia por esa posición no es nueva, ya que la senadora involucrada en la controversia por el famoso vídeo (Norma E. Burgos) también optó en su momento por esa posición (por haber recibido la mayor cantidad de votos en las elecciones generales de 2004), lo cual no logró. (¡Quién sabe si el que ella esté metida en el chisme del vídeo C-59 también responde a eso!) Sin embargo, esta controversia ha traído consigo elementos que deben ser motivo de preocupación, como actos de espionaje presuntamente dirigidos contra el mencionado presidente senatorial y su familia… Como lo implico arriba, desde ahí hacia una conducta explícitamente criminal, sólo es cuestión de un paso…

LDB